No somos tan diferentes

Desde hace algún tiempo, vengo escuchando tanto en el campo de la empresa privada, como en el ambiente político, que es necesario comunicarse diferente con la gente, o como se dice en el mundo de la Comunicación Estratégica, con las diferentes audiencias. En lo político y en lo empresarial oigo a gerentes, dirigentes y adeptos, quejarse de que los mensajes no llegan.  Al parecer y según algunos estudios en lenguaje cognitivo, ese cambio pasa necesariamente por utilizar nuevas palabras, o mejor dicho nuevas ideas que son representadas por palabras.

En resumen, pensar de un modo diferente, pasa obligatoriamente por hablar de un modo diferente. Esta es una verdadera manera de cambiar el mundo, al menos nuestro mundo, el de nuestras organizaciones, nuestros electores o nuestros trabajadores. Algunos clientes han planteado la gigantesca brecha que existe entre sus trabajadores de planta y sus cuadros gerenciales y lo necesario que es lograr esa conexión y entendimiento entre dos audiencias, que en su conjunto forman parte de una misma organización.

Es normal y entendible que exista esa brecha, ese espacio creado por la diferencia de roles, orígenes o funciones. Si bien existe la conciencia social y cada individuo suele estar claro sobre su ubicación en ese contexto específico, es decir yo analista III o supervisor de planta I, se que soy diferente al gerente de marca X o al presidente de la organización y lo mismo ocurre en viceversa, es a la organización la que tiene la responsabilidad de buscar los puntos en común entre unos u otros, y ese punto se encontrará únicamente en los valores que puedan compartir los unos con los otros. No los valores que están enmarcados en las paredes, sino los que verdaderamente están en el inconsciente cognitivo de toda la masa más allá de sus diferencias.

¿Cómo detectar esos puntos en común? Será el trabajo de los comunicadores, observar lo suficiente para ubicarlos y así convertirlos en parte del lenguaje cotidiano de toda la organización, para así recortar las distancias aparentes a través de la creación de un marco común, auténtico y que apoye el desempeño de la organización.

Miguel Sogbi

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: